velaelegalgroup

Ubicación: C/ Velázquez 75, 28006 Madrid (España)

Mercado de Valores y Fondos de Inversión en República Dominicana.

Mercado de Valores y Fondos de Inversión en República Dominicana.

Autor de la entrada: Velae

El mercado de valores como establece su concepto, proyecta en su esencia comprender «la oferta y demanda de valores organizado en mecanismos centralizados de negociación, para permitir el proceso de emisión, colocación y negociación de valores de oferta pública inscritos».

República Dominicana cuenta con las leyes Nos. 249-17 promulgada en el año 2017 que regula el mercado de valores, que tiene por objetivo gestionar la protección a los inversionistas, la garantía de que los mercados sean justos, eficientes y transparentes y, la reducción del riesgo sistémico de inversión, y la Ley No. 163-21 que tiene por objeto el fomento a la colocación y comercialización de valores de oferta pública en el mercado de valores de la República Dominicana, en la cual se procura mayor incentivo a las inversión.

Ambas normativas gestionan promover un mercado de valores ordenado, eficiente y transparente, con la finalidad de proteger los derechos e intereses del público inversionista, minimizar el riesgo sistémico, fomentar una sana competencia y preservar la confianza en el mercado de valores, estableciendo las condiciones para que la información sea veraz, suficiente y oportuna, con la finalidad de contribuir con el desarrollo económico y social y a raíz de la normativa más recientemente promulgada se gestiona una mayor diversificación de la inversión en el país.

El país cuenta con instituciones como la Superintendencia del Mercado de Valores, como órgano regulador que promueve un mercado de valores ordenado, eficiente y transparente, que protege a los inversionistas, vela por el cumplimiento de esta ley y mitiga el riesgo sistémico, mediante la regulación y la fiscalización de las personas físicas y jurídicas que operan en el mercado de valores. Establece el Sr. Gabriel Castro González, superintendente del Mercado de Valores (SIMV), que en la actualidad «los fondos de inversión están financiando parte del desarrollo económico del país, por lo que hay que valorarlos y seguir apoyándolos. Y entre los sectores con mayor inversión se encuentran el turístico, zonas francas y energético son de los abanderados».[1]

Entre otras de las instituciones que intervienen se encuentra; Cevaldom como centro de depósito de valores, entidad que conforme establece la normativa que regula el mercado de valores registra y custodia los valores negociados en República Dominicana, incluyendo el Estado Dominicano, como compensa y liquida las operaciones realizadas con dichos valores.

Así mismo, media como entidad en que concurren las ofertas y la demanda la Bolsa y Mercado de Valores que tiene por objeto prestar a sus miembros todos los servicios necesarios para la realización eficaz de transacciones con valores, así como cualquier otra actividad que contribuya con el desarrollo del mercado de valores.

Lo que demuestra que el República Dominicana cuenta con fuertes normativas e instituciones que contribuyen al fortalecimiento del mercado de valores y fondos de inversión.

También podría gustarte

Mercados de Capitales / Capital Markets

Mercados de Capitales / Capital Markets

Autor de la entrada: Velae

Mercados de capitales

Los bancos comerciales de México ofrecen una gama completa de servicios que van desde cuentas de depósito, préstamos comerciales y de consumo, finanzas corporativas, fideicomisos y fondos mutuos hasta comercio de divisas y mercado monetario.

Actualmente operan en México 48 bancos, siete de los cuales (BBVA Bancomer, CitiBanamex, Santander, Banorte, HSBC, Inbursa y Scotia Bank) controlan el 78% de la participación de mercado por activos totales.

El sector bancario comercial de México está abierto a la competencia extranjera.

Luego de la crisis del peso de 1994, los bancos en México habían sido muy cautelosos en sus préstamos, prefiriendo otorgar préstamos solo a sus clientes financieramente más sólidos.

Sin embargo, los bancos ahora están comenzando a implementar programas para otorgar préstamos a una gama más amplia de empresas, aunque a tasas relativamente altas.

En general, las pequeñas y medianas empresas (PYME) tienen problemas para acceder al crédito.

Según una encuesta BANXICO del tercer trimestre de 2019 a empresas establecidas, las principales fuentes de financiamiento de las empresas fueron:

  • Proveedores (76,0%);
  • Bancos comerciales (34,1%);
  • Otras empresas y/o sede propia (22%);
  • Bancos extranjeros (5,6%);
  • Bancos de desarrollo (5,1%); y
  • Emisión de deuda (3,2%).

 

Fondos de Inversión

México atrae la mayor cantidad de IED en América Central y del Sur:

  • Además de estar abierto a la inversión extranjera directa, el país está integrado al orden económico mundial: es miembro del TLCAN, la OCDE, el G20 y la Alianza del Pacífico; y goza de una ubicación geográfica estratégica y actúa como plataforma de tránsito hacia América del Norte y América Latina.

De acuerdo con el artículo 7 de la FIL, el porcentaje de participación de la IED en los fondos de inversión está limitado al 49%, por lo que está sujeto a análisis y revisión regulatoria.

También podría gustarte

Mercado de Valores y Fondos de Inversión en España

Mercado de Valores y Fondos de Inversión en España

Autor de la entrada: Velae

El mercado de valores es el espacio (real o virtual) donde se compran y se venden títulos de renta fija y variable, así como otros valores negociables relacionados como son los fondos de inversión. El mercado de valores permite la canalización del capital de los inversores (oferentes de fondos) a las Empresas y Administraciones que necesitan recursos (demandantes de fondos) de forma que se produce un beneficio para ambas partes: las empresas consiguen financiación y los inversores unas expectativas de rendimientos futuros.

En España tenemos la Ley del Mercado de Valores 4/2015 de 23 de octubre, que regula el mercado de Valores y los servicios y actividades de inversión en España, y la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que es el organismo Nacional encargado de la supervisión e inspección de los mercados de valores españoles y de la actividad de cuantos intervienen profesionalmente en los mismos, ejerciendo sobre ellos potestad sancionadora

La CNMV, vela por la transparencia de los mercados de valores españoles y la correcta formación de los precios, así como la protección de los inversores, con el fin de garantizar que la asignación del ahorro a la inversión se lleve a cabo de una forma eficiente.

La acción de la Comisión se proyecta principalmente sobre las sociedades que emiten u ofrecen valores para ser colocados de forma pública, sobre los mercados secundarios de valores, así como sobre las empresas que prestan servicios de inversión y las instituciones de inversión colectiva. Sobre estas últimas, así como sobre los mercados secundarios de valores, la CNMV ejerce una supervisión prudencial, que garantiza la seguridad de sus transacciones y la solvencia del sistema.

La Directiva Europea MIFID II, en aplicación desde el 3 de enero de 2018 en España, ha dado lugar a un nuevo marco normativo, que dota a todo el sistema financiero español de una mayor transparencia y sobre todo de una mayor protección para los inversores, quienes han de ser clasificados por las entidades financieras para dotarles de una protección especial según el tipo de inversión que realicen.

En virtud de la anterior Directiva, todos los sistemas que den soporte a negociación multilateral han de contar con la autorización como mercado regulado, sistema multilateral de negociación (SMN) o sistema organizado de contratación (SOC).

Dentro de los Mercados Regulados, encontramos Las Bolsas de Valores (Madrid, Barcelona, Bilbao y Valencia), Mercado regulado MEFF de futuros, opciones y otros elementos derivados, Mercado regulado de Deuda AIAF…

Hemos de destacar también, dentro de los Sistemas Multinacionales de Negociación, el BME Growth (anteriormente denominado Mercado Alternativo Bursátil, MAB) destinado a pequeñas y medianas empresas que deciden acceder a los mercados de capitales en busca de financiación, contando un proceso de acceso al mismo, más flexible y adaptado a las características de este tipo de entidades.

Así, además de la inversión particular, existen en España las Instituciones de inversión colectiva (ICC), reguladas por Ley 35/2003, de 4 de noviembre, de Instituciones de Inversión Colectiva (recientemente modificada) y Real Decreto 1082/2012, que son aquellas que tienen por objeto la captación de fondos, bienes o derechos del público, para gestionarlos e invertirlos en bienes, derechos, valores u otros instrumentos, financieros o no, siempre que el rendimiento del inversor se establezca en función de los resultados colectivos.

Entre las Instituciones de Inversión Colectiva, encontramos los Fondos de Inversión, cuyos inversores adquieren la condición de partícipes de los mismos, que constituyen un patrimonio sin personalidad Jurídica gestionado por una sociedad Gestora, que representa legalmente al fondo y se encarga de su administración.

Para suscribir participaciones en fondos de Inversión, se ha de acudir a intermediarios financieros o a la propia sociedad gestora del fondo, así como sus agentes.

¿Cómo proceder ante la negación del ERTE?

¿Cómo proceder ante la negación del ERTE?

Autor de la entrada: Velae

¿Qué hacer ante una negación ERTE?

Por la situación actual del COVID-19 puede que te hayas querido acoger al Real Decreto Ley 8/2020 y a su artículo 22 solicitando la aplicación de ERTE por fuerza mayor en tu empresa y haya sido negado. Ante una negación de ERTE es normal preguntarse cuál es el próximo paso y cuáles son las alternativas. En Velae Legal Group tenemos un competente staff de abogados en Madrid para representarte y asesorarte en estos casos, y ayudarte a presentar una nueva solicitud con todos los requisitos. 

¿Por qué la negación del ERTE y cuáles son las consecuencias? 

Lo cierto es que el decreto sobre los ERTEs ha dejado algunas confusiones y muchas empresas han presentado su solicitud en fechas no permitidas, siendo esto una de las causas para negar la solicitud. Sin embargo, el principal motivo para el rechazo es que la Administración ha estimado que la actividad comercial de tu empresa, no cumple con los requisitos para verse afectada por las causas de fuerza mayor. 

La consecuencia de la negación del ERTE es que todas las obligaciones con respecto a los contratos laborales, convenios y garantías siguen vigentes sin modificación alguna, lo que lógicamente representa un enorme compromiso económico en el marco de la actual pandemia. ¿Qué hacer? Tienes dos vías de acción ante la negación, las explicamos a continuación. 

Demanda judicial ante el Juzgado de lo Social 

Una de tus alternativas es presentar una demanda ante el Juzgado de lo Social demostrando que existen suficientes motivos para avalar la solicitud del ERTE por fuerza mayor. Este proceso el cual puede tener para ti un resultado exitoso y la restitución del derecho a aplicar medidas laborales especiales tomará tiempo, incluso tendrás que esperar a que termine la pandemia. 

A los fines prácticos no será una solución a tus problemas, por ende, la mejor decisión sería hacer una nueva solicitud de ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas y de producción. 

Iniciar el trámite de un nuevo ERTE 

Tendrás más oportunidades de conseguir la aprobación del ERTE por las causas arriba mencionadas, pero el proceso requiere de un soporte legal más exigente y riguroso, por ello, te recomendamos contar con el asesoramiento de alguno de nuestros abogados con experiencia en ERTE. 

La solicitud deberá acompañarse con un informe técnico bien documentado, el explicativo de los criterios de elección, una memoria de las medidas propuestas, el listado de los trabajadores afectados y las pruebas de que los empleados han sido previamente informados. Todo lo anterior busca demostrar que la empresa se ha visto afectada por las medidas de prevención del contagio, las cuales incluyen: restricciones en la logística y transporte, el cierre de negocios, etc. 

Luego iniciará una negociación con los representantes legales de los trabajadores o los sindicatos por 7 días para establecer cuáles serán los acuerdos definitivos. 

Estamos para acompañarte durante este proceso y encontrar las mejores alternativas para tu empresa y los empleados. Contáctanos para recibir asistencia legal.

También podría gustarte

Sociedades Comerciales

Sociedades Comerciales

Autor de la entrada: Velae

SOCIEDADES COMERCIALES

La legislación de la República Dominicana coloca en manifiesto varios vehículos corporativos o tipos societarios con el objetivo de celebrar los diferentes actos de comercio, así como las actividades mercantiles que estas celebran. Previo al año 2008, las sociedades comerciales se encontraban reguladas por el Código de Comercio, que establecía tipos societarios y reglas aplicables a cada uno de ellos. Con la promulgación de la Ley General de las Sociedades Comerciales y Empresas Individuales de Responsabilidad Limitada núm. 479-08 y sus modificaciones, surgió un cambio de paradigma e importancia: introdujo nuevos tipos de sociedades; crea un nuevo marco legal; cambia la dinámica empresarial; gobernabilidad corporativa; protección de minorías; transformaciones societarias; entre otros. En ese sentido, a continuación, agrupamos los vehículos corporativos previstos en la Ley 479-08:

Tipo

Empresa Individual de Responsabilidad Limitada (EIRL)

Empresa Individual de Responsabilidad Limitada (EIRL)

Empresa Individual de Responsabilidad Limitada (EIRL)

Empresa Individual de Responsabilidad Limitada (EIRL)

Capital Autorizado (mínimo)

Cualquier capital
aportado

RD
$30,000,000.00

RD
$3,000,000.00

RD
$200.00

Capital Autorizado (Suscrito sobre el mínimo)

No necesita

10% del Capital Mínimo Autorizado

RD $300,000.00

No necesita

Órgano de Administración de la sociedad

Gerente

Consejode Administración

Consejode Administración

Órgano de Gerencia

Regulación

Ley de Sociedades Comerciales en la Republica Dominicana Ley número 479-08 y sus modificaciones.

Ley de Sociedades Comerciales en la Republica Dominicana Ley número 479-08 y sus modificaciones.

Ley de Sociedades Comerciales en la Republica Dominicana Ley número 479-08 y sus modificaciones.

Ley de Sociedades Comerciales en la Republica Dominicana Ley número 479-08 y sus modificaciones.

Reportes

Se denomina un gerente que debe ser una persona física.  No se establece el requerimiento de designar comisarios de cuentas; sin embargo, los estados financieros de la sociedad a ser presentados en la asamblea general anual deben ser auditados

El órgano supremo de las sociedades anónimas es la asamblea general de accionistas, que acuerda o ratifica todas sus operaciones.

Ley de Sociedades también otorga libertad a las SAS, pudiendo estas contener en los Estatutos la posibilidad de nombrar comisarios de cuenta o no.

El órgano supremo de las sociedades anónimas es la asamblea general de accionistas, que acuerda o ratifica todas sus operaciones

Las asambleas generales de socios pueden ser el ámbito de aprobación de las decisiones sociales, pero no son necesarias para ello, excepto para las atribuciones que la ley reserva exclusivamente para la asamblea ordinaria.

Mínimo de Socios

Pertenece a una persona física y es una entidad dotada de personalidad jurídica propia

Por dos o más socios

Por dos o más socios

Mínimo de dos (2) y un máximo de cincuenta (50) socios

Otros tipos societarios:

Sociedad en Nombre Colectivo

Razón social en la que todos los socios tienen la calidad de comerciantes y responden, de manera subsidiaria, ilimitada y solidaria, ante las obligaciones sociales. La denominación social se compone por el nombre de uno o varios asociados, seguida por las palabras “y compañía”, o su abreviatura, si en la denominación social no figuran los nombres de todos los socios. Las partes sociales o intereses no podrán ser representados por títulos negociables, ni pueden ser cedidos sin el consentimiento unánime de todos los socios. Salvo disposición contraria, la sociedad se disolverá por la muerte de uno de los socios.

Sociedad en Comandita por Acciones

Se compone de uno o varios socios que serán: socios comanditados, y que tienen la calidad de comerciales, y responden indefinida y solidariamente de las deudas sociales; y, socios comanditarios, que tendrán la calidad de accionistas y solo soportarán las pérdidas en la proporción de sus aportes. El número de socios comanditarios no podrá ser inferior a 3. El capital se encuentra dividido en acciones. Administradas por uno o varios gerentes.

Sociedad en Comandita Simple

Razón social compuesta por uno o varios socios comanditados que responden de manera subsidiaria, ilimitada y solidaria a las obligaciones sociales, y de uno o varios socios comanditarios que únicamente responden hasta el monto de sus aportaciones. Sólo los socios comanditados pueden ser gerentes. No pueden ceder las partes sociales sin el consentimiento de todos los socios.

Sociedad accidental o en participación

Sociedad de hecho que se constituyen por dos o más personas con calidad de comerciantes, producto del desarrollo de una operación comercial que supone ser transitoria. No poseen patrimonio social, domicilio social, personalidad jurídica, entre otros.

También podría gustarte

Fusiones y Adquisiciones en México / Mergers and Adquisitions in Mexico

Fusiones y Adquisiciones en México / Mergers and Adquisitions in Mexico

Autor de la entrada: Velae

Dentro del ámbito empresarial, las Fusiones y Adquisiciones (conocidas regularmente como “M&A”, por sus siglas en inglés) suelen referirse a una sola acción al ser prácticas legales complementarias, no obstante, es indispensable conocer su diferencia.

En México, ambas acciones se contemplan expresamente en la Ley General de Sociedades Mercantiles (“LGSM”), sin embargo, la ley no define dichos conceptos. En la práctica, una fusión es un contrato que implica que dos o más empresas se integren y pasen a formar una nueva (o que una de ellas se extinga y sea absorbida por la que va a subsistir), esta acción da lugar a la unión de patrimonio y de socios de las sociedades que intervienen en la operación.

Por otro lado, una adquisición consiste en la compra parcial o total de una empresa con la finalidad de ejercer control sobre ésta. En la práctica, se suele comprar a un competidor potencial o a una empresa más pequeña de manera unilateral para ejercer una influencia decisiva en un mercado.

In business, Mergers and Acquisitions (“M&A”) are usually referred to as a single action as they are complementary legal practices, however, it is essential to understand the difference between the two concepts.

In Mexico, both actions are expressly contemplated in the General Law of Commercial Companies («GLCC«), even though, the law does not define such concepts. In practice, a merger is a contract that implies that two or more companies are integrated and form a new company (or that one of them is extinguished and absorbed by the surviving company), this action results in the merger of assets and partners of the companies involved in the transaction.

On the other hand, an acquisition is the partial or total purchase of shares of a company to exercise control over it. In practice, a potential competitor or a smaller company is usually bought out unilaterally to obtain a decisive influence on a market.

Regulación de las fusiones y adquisiciones en México

  • Marco Legal

En México, las sociedades mercantiles se regulan a nivel federal, en consecuencia, también la transmisión de sus acciones, las leyes que contemplan disposiciones referentes a la transmisión de acciones son la LGSM y el Código de Comercio (“CCO”). Por otra parte, la transmisión de activos se regula a través del CCO, el Código Civil Federal (“CCF”), y en su caso, Códigos Locales.

En cuanto a la legislación secundaria, cabe señalar que estas operaciones son reguladas por la Ley Federal de Competencia Económica (“LFCE”), la Ley de Inversión Extranjera (“LIE”), y por leyes especiales aplicables a ciertas industrias, toda vez que, existen limitantes para el porcentaje de participación que un inversionista extranjero puede tener en una empresa mexicana.

La LIE establece que los inversionistas extranjeros requieren una autorización de la Comisión Nacional de Inversiones Extranjeras (“CNIE”) para participar en una empresa mexicana (a través, por ejemplo, de una adquisición). Adicionalmente, dicha autorización debe obtenerse cuando en una sociedad mexicana se pretenda tener una inversión extranjera superior al 49% de su capital social, únicamente cuando el valor total de activos de las sociedades de que trate rebase el monto establecido anualmente por la CNIE, en 2020, el monto fue de $20,184,671,346.26 pesos (veinte mil ciento ochenta y cuatro millones seiscientos setenta y un mil trescientos cuarenta y seis pesos con veintiséis centavos).

  • Empresas Públicas

La adquisición de Empresas Públicas se realiza mediante una Oferta Pública de Adquisición o Venta (“OPA”) y se regula a través la Ley del Mercado de Valores (“LMV”), normas emitidas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (“CNBV”), la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (“SHCP”), y la LGSM.

  • Comisión Federal de Competencia Económica (“COFECE”)

La COFECE se encarga de promover y proteger la competencia en los mercados y es la principal autoridad regulatoria en materia de fusiones y adquisiciones. En México, una concentración es la fusión, adquisición del control o cualquier acto en el que se unan sociedades, asociaciones, acciones, partes sociales, fideicomisos o activos en general; que se realice entre competidores, proveedores, clientes o cualesquiera agentes económicos.

Cuando rebasan ciertos montos límite de una transacción, debe notificarse a la COFECE para que evalúe su impacto en las condiciones del mercado y verifique que no se pondrá en riesgo la competencia y libre concurrencia.

  • Adquisición de una Compañía

Las técnicas o mecanismos legales para adquirir una empresa privada en México son la adquisición de acciones o participaciones sociales mediante la celebración de contratos de compraventa, los contratos de cesión de derechos o endosos de los títulos representativos del capital social de la empresa a adquirir, la adquisición de la totalidad del patrimonio de la entidad en cuestión, o mediante una fusión con otra entidad.

  • Transacciones Fronterizas

Una Fusión y Adquisición Transfronteriza, es la compraventa de derechos de propiedad y control de empresas entre partes provenientes de diferentes países, su particularidad es la interacción entre distintos sistemas legales.

  • Acuerdos principales

  • Compraventa de Activos

El procedimiento de Fusión y Adquisición se ejecuta mediante un contrato de compraventa de activos sujeto a las formalidades especificas de la legislación mexicana. En este, se pactan todos los términos relativos a la transacción y se transfiere al comprador el usufructo de los activos.

Las principales estructuras empleadas en México para la compraventa de activos son las siguientes:

  • Acuerdo Marco 

El acuerdo marco, conocido en inglés como “Umbrella Agrement Structure” es cuando la compañía controladora tanto del grupo comprador y como del grupo vendedor, celebran un acuerdo general de compra, donde señalan los principales términos y condiciones de la operación, incluidas las declaraciones, garantías, cláusulas clave y una obligación expresa de cada empresa controladora de realizar la compraventa de activos y/o negocios acordados en cada jurisdicción.

  • Estructura de Disgregación o Separación 

La estructura de separación, conocida en inglés como “Hive-Down Structure” es cuando el vendedor transfiere los activos objetivo a una sociedad creada especialmente para la transacción, esto, con la finalidad de que el comprador pueda realizar una compra más directa mediante la adquisición de acciones de dicha empresa.

Esta estructura requiere la supervisión del comprador en relación con la transferencia de los activos a la nueva compañía y la ejecución de un acuerdo de compra de acciones. Si la transacción es bilateral, es más común que el comprador prepare el primer borrador, mientras que, en una subasta competitiva, el vendedor suele redactar el acuerdo.

  • Acuerdos Adicionales

Es común que el Acuerdo de Compraventa de Activos se acompañe de Acuerdos Adicionales. Con independencia del tipo de activos que se pretenden transferir, las partes suelen firmar:

  • Cartas de Intención de Compra

Una carta de intención de compra o un memorándum de entendimiento no vinculante o parcialmente vinculante, en el que se exponen los principales términos comerciales y jurídicos en los que se basará la transacción y el acuerdo de compra.

  • Acuerdos de Confidencialidad 

Un acuerdo de confidencialidad o acuerdo de no divulgación antes de revelar cualquier información en el “due diligence” o debida diligencia.

  • Condiciones de compra

En México, si el efecto o validez de un acuerdo de compra está sujeto a condiciones precedentes, el acuerdo no tiene efecto hasta que las condiciones sean cumplidas o renunciadas. Las condiciones que suelen pactarse son las siguientes:

  • Un proceso de debida diligencia.
  • Condiciones financieras positivas de la empresa.
  • Que la transacción se concluya en un plazo determinado.
  • Obtención de financiamiento.
  • Aprobación de la inversión extranjera.
  • Acuerdos de exclusividad.
  • Aprobación de los socios.

Por último, es importante destacar las condiciones compra, ya que, la pandemia de Covid-19 sigue afectando significativamente las operaciones de las empresas.

Entre los aspectos clave por considerar en contexto de la pandemia se encuentran: las auditorías regulatorias, para contemplar las modificaciones en leyes federales, estatales o municipales relacionadas con el cierre obligatorio de operaciones; la renegociación de contratos, con la finalidad de evaluar si es viable o no continuar con determinas obligaciones; el alcance de las cláusulas de fuerza mayor y cláusulas de efectos adversos (MAC), para incluir (o no) pandemias y/o abandonar operaciones, y, el proceso de debida diligencia, en este, se debe analizar las relaciones contractuales de la empresa objetivo, los riegos de la cadena de suministro, así como otros posibles incumplimientos que de hayan producido o se puedan producir.

 

  • Regulatory Framework for Mergers and Acquisitions in Mexico 

  • Legal Framework

In Mexico, corporations are regulated at a federal level as well as the transfer of their shares, the laws that contemplate provisions regarding the transfer of shares are the GLCC and the Commercial Code («Código de Comercio» or «CC«). On the other hand, the transfer of assets is regulated through the CC, the Federal Civil Code (“Código Civil Federal” or «CCF«), and, if applicable, Local Codes.

With respect to secondary legislation, it should be noted that these transactions are regulated by the Federal Economic Competition Law («Ley Federal de Competencia Económica” or “FECL«), the Foreign Investment Law (“Ley de Inversión Extranjera” or “FIL”), and by special laws applicable to certain industries, since there are limits to the percentage of participation that a foreign investor can have in a Mexican company.

The FIL establishes that foreign investors require an authorization from the National Foreign Investment Commission («Comisión Nacional de Inversiones Extranjeras» or “NFIC”) to participate in a Mexican company (through, for example, an acquisition). Additionally, such authorization must be obtained when a foreign investment in a Mexican company is intended to exceed 49% of its capital stock, only if the total value of assets of the companies involved exceeds the amount established annually by the NFIC. In 2020, the amount was $20,184,671,346.26 pesos.

  • Public Companies

The acquisition of Public Companies is carried out through a Tender Offer («TO«) and is regulated by the Securities Market Law («Ley del Mercado de Valores«), rules issued by the National Banking and Securities Commission («Comisión Nacional Bancaria y de Valores«), the Ministry of Finance and Public Credit («Secretaría de Hacienda y Crédito Público«), and the GLCC.

  • Federal Economic Competition Commission (“FECC”)

The Federal Economic Competition Commission (Comisión Federal de Competencia Econónimca) is responsible for promoting and protecting competition in the markets and is the main regulatory authority on mergers and acquisitions. In Mexico, a concentration is a merger, acquisition of control or any act in which companies, associations, shares, social parts, trusts or assets in general are united; that is carried out between competitors, suppliers, clients, or any economic agents.

When certain transaction thresholds are exceeded, FECC must be notified to evaluate the impact on market conditions and verify that competition and free competition will not be jeopardized.

  • Acquiring a Company 

The legal mechanisms for acquiring a private company in Mexico are the acquisition of shares or equity interests through the execution of purchase and sale agreements, agreements for the assignment of rights, endorsements of the securities representing the capital stock of the company to be acquired, the acquisition of the entire equity of the entity, or through a merger with another entity.

  • Cross border Transactions 

A Cross-Border Merger and Acquisition is the purchase and sale of ownership rights and control of companies between parties from different countries, its particularity is the interaction between different legal systems.

  • Main Agreements

  • Asset Purchase Agreement

The Merger and Acquisition procedure is executed through an asset purchase agreement subject to the specific formalities required under Mexican law. This transfers the seller’s title and beneficial ownership in assets to the buyer and sets out all the substantive terms of the transaction.

In the context of a cross-border transaction involving the sale of assets/businesses in multiple jurisdictions, the main structures used in Mexico are the:

  • Umbrella Structure Agreement 

In the case of an umbrella agreement structure, the parent entity of each company in the buyer group and seller group negotiate and enter into a framework purchase agreement, in which the parties set out the main terms and conditions of the transaction, including the key representations, warranties and covenants, and an express obligation on each parent entity to cause the sale and purchase of the relevant assets/business in each jurisdiction.

  • Hive-Down Structure

The Hive-Down Structure implies that the seller transfers the target assets to a company created especially for the transaction, so that the buyer can make a more direct purchase by acquiring shares of the company.

This structure requires the buyer’s oversight in connection with the transfer of assets to the new company and the execution of a stock purchase agreement.

If the transaction is bilateral, it is more common for the buyer to prepare the first draft, whereas, in a competitive auction, the seller usually drafts the agreement.

Additional Agreements

It is common for the Asset Purchase and Sale Agreement to be accompanied by Additional Agreements. Regardless of the type of assets to be transferred, the parties usually sign:

  • Purchase Letters of Intent

A non-binding or partially binding letter of intent to purchase or memorandum of understanding, which sets forth the principal commercial and legal terms on which the transaction and purchase agreement will be based.

  • Non-Disclosure Agreements 

A Confidentiality Agreement or Non-Disclosure agreement prior to disclosing any information in the due diligence.

  • Common Conditions for a Takeover Offer

In Mexico, if the effect or validity of a Purchase Agreement is subject to precedent conditions, the agreement is not effective until the conditions are fulfilled or waived. The conditions that are usually agreed upon are as follows:

  • A due diligence process.
  • Positive financial conditions of the company.
  • Completion of the transaction within a specified time frame.
  • Obtaining financing.
  • Approval of the foreign investment.
  • Exclusivity Agreements.
  • Board approval.

Finally, it is important to highlight purchasing conditions, as the Covid-19 pandemic continues to significantly affect company operations.

Key issues to consider in the context of the pandemic include: regulatory compliance, to contemplate modifications to federal, state or municipal laws related to mandatory shutdown of operations; contract renegotiation, in order to assess whether or not it is feasible to continue with certain obligations; the scope of force majeure clauses and material adverse effects clauses (MAE), to include (or not) pandemics and/or abandon operations; and, the due diligence process, in which the target company’s contractual relationships, supply chain risks, as well as other possible non-compliances that have occurred or may occur, must be analyzed.

Punto 3 Guía Inversor – Fusiones y Adquisiciones. Vías de Adquisición de Negocios // M&A. Business Acquisitions

Punto 3 Guía Inversor – Fusiones y Adquisiciones. Vías de Adquisición de Negocios // M&A. Business Acquisitions

Autor de la entrada: Velae

De una manera sintética, se puede hablar de dos alternativas principales como vías jurídicas para la adquisición de un negocio, a saber: la compraventa de acciones o participaciones o compraventa de activos y pasivos, o bien mediante operaciones de modificación estructural, básicamente, la fusión por absorción (aunque, podría hablarse también de la fusión por creación de nueva sociedad, quizás más en el marco de una operación de unión o fusión real de dos negocios o grupos empresariales, que resultan en un conglomerado conjunto, que no es sino la sociedad resultante en la que se acopian todos los activos y pasivos de las dos o más sociedades que participan en dicha fusión, como a continuación detallamos).

  • Compraventa de acciones o participaciones / Compraventa de Activos y Pasivos:

Por esta vía de adquisición por medio de una compraventa en la que el comprador del negocio adquiere el mismo (“objeto”) a través de una contraprestación normalmente dineraria (“precio”), es decir, a través de la figura jurídica de la compraventa, el negocio puede adquirirse comprando las acciones o participaciones de la sociedad o sociedades que desarrollan el negocio que se pretende adquirir en esencia, lo que supone convertirse en titular o propietario de esa o esas sociedades, adquiriendo la totalidad de sus activos y pasivos sin distinción y, por ende, adquiriendo asimismo todas las obligaciones y derechos de los que esa o esas sociedades son titulares, lo cual es especialmente relevante en términos de responsabilidad. Es decir, si la sociedad cuyas acciones o participaciones adquirimos, es, por ejemplo, sujeto pasivo en una liquidación complementaria de las autoridades tributarias por una contingencia fiscal determinada (discrepancias con la administración en una valoración establecida para liquidar un impuesto, por ejemplo) y dicha contingencia implica una sanción tributaria y el pago de una cuantía no declarada adicionalmente, como nuevos accionistas o socios de dicha sociedad, asumiremos indirectamente dicho coste, al ser los nuevos propietarios y por tanto inversores. Es cierto que la sociedad, normalmente de responsabilidad limitada, será deudora en tal ejemplo, pero lo cierto es que la misma deberá ser fondeada por los nuevos socios (asumiendo así el coste pues), si se pretende su supervivencia, para poder asumir aquella deuda tributaria, siguiendo el ejemplo propuesto.

Por el contrario, si lo que se adquiere no son las acciones o participaciones de las sociedades que desarrollan el negocio pretendido, sino que se adquieren los activos y pasivos, por un lado, el vendedor ya no serán los socios o accionistas de la sociedad o sociedades en cuestión, titulares de sus acciones o participaciones, sino que el vendedor serán la sociedad o sociedades que desarrollan el negocio pretendido, y lo que adquiriremos por compraventa serán los activos que decidamos adquirir y que dicha sociedad o sociedades ostentan y asumiremos aquellos pasivos que también acordemos específicamente, lo que nos permitirá, en caso, por ejemplo, de contingencias como las señaladas en el ejemplo del anterior párrafo, eludir los pasivos que dichas contingencias supongan, ya que probablemente decidamos no adquirir ni asumir esos pasivos, que se quedarán en la sociedad o sociedades vendedoras (esto es lo que en terminología anglosajona propia de la práctica de M&A, o Fusiones y Adquisiciones, se denomina como “Cherry picking”). En este caso, deberá especificarse en la compraventa, al describir el objeto de la misma, los activos (entendiendo por tales, activos mobiliarios, inmobiliarios, contratos con clientes, derechos de crédito frente a terceros, …etc) que son objeto de compraventa, y aquellos pasivos que se asumen, impactando lógicamente en el precio de la transacción, probablemente, según aquellos pasivos que decidamos no adquirir y que por tanto no minoren precio, pero incrementen seguridad jurídica en cuanto a asunción de menores responsabilidades de las sociedades que desarrollan el negocio que estamos comprando.

La elección de una u otra vía dependerá de múltiples factores, entre otros, la antigüedad de la sociedad o sociedades y el seguimiento que haya de sus riesgos desde su constitución, la existencia de contingencias de importe más o menos relevante y de una u otra naturaleza, el impacto en precio y en seguridad jurídica de los elementos concurrentes, etc.

Como decimos, la compraventa de las acciones o participaciones tendrá por vendedores a los accionistas o socios, respectivamente, de la sociedad o sociedades cuyo negocio se pretende, y como objeto las acciones o participaciones en que se divide el capital social de la sociedad o sociedades adquiridas, mientras que la compraventa de activos y pasivos tendrá por vendedores a la sociedad o sociedades que desarrollan el negocio, que, tras la compraventa, seguirán siendo de los mismos socios o accionistas, pero se quedarán vacías o bien con aquellos activos y pasivos que el comprador haya decidido no adquirir, y el objeto de la transacción serán directamente los activos (y pasivos) elegidos.

En cuanto a los elementos relevantes a negociar, entre otros, serán siempre las declaraciones y garantías que deban pedirse a los vendedores y el régimen de responsabilidad (materias cubiertas, plazos, procedimientos de reclamación, …) relativo a las mismas, garantías reales y/o personales de comprador y vendedor, y lógicamente el precio y su forma de pago.

  • Fusión (por absorción, predominantemente):

En determinados casos, otro modo en el que se puede materializar una adquisición es a través de una fusión por absorción, en la que la sociedad o grupo de sociedades que pretende adquirir un negocio de otra sociedad o grupo de sociedades se fusiona con este último integrando todos sus activos y pasivos. Esta es una operación de las conocidas como operaciones de modificación estructural, con una regulación específica a través de la Ley 3/2009, de 3 de abril, de Modificaciones Estructurales de las Sociedades Mercantiles (“LME”), y que supone que una sociedad (“sociedad absorbente”) absorbe –mediante un proceso reglado en la referida LME y que consiste en la formulación de un proyecto de fusión por los administradores de las sociedades implicadas y una serie de decisiones societarias, que deben respetar unas formalidades, requisitos de publicidad y garantías de acreedores y derechos de los trabajadores, entre otros, y formalizarse en escritura pública e inscribirse en los registros mercantiles afectados– una o varias sociedades (“sociedad/es absorbida/s”), produciéndose ex lege la disolución sin liquidación de la o las sociedades absorbidas y la sucesión universal de la sociedad absorbente en la titularidad de todos los activos y pasivos, derechos y obligaciones de la o las sociedades absorbidas. Estamos ante un supuesto que de hecho viene a suponer, al igual que en la compraventa de acciones o participaciones, una asunción de todas las responsabilidades que residen en la o las sociedades absorbidas por parte de la sociedad absorbente. Lo que ocurre en este caso es que no se trata de un contrato de compraventa en el que hay una contraprestación a través del pago de un precio (en términos de dicha figura o negocio jurídico de compraventa, tal y como se define en nuestro código civil) sino que lo que se da es, a través de una operación societaria específicamente regulada y con unas garantías y efectos determinados, un canje entre las socios o accionistas de las sociedades absorbidas y la sociedad absorbente, de modo que, en base a cálculos financieros sobre el valor patrimonial de una y otra u otras sociedades, se entregan a los socios o accionistas de la o las sociedades absorbidas un número determinado de acciones o participaciones de la sociedad absorbente, de modo que la o las sociedades absorbidas dejan de existir y sus socios o accionistas pasan a serlo, en la proporción que resulte de aquél cálculo financiero (denominado, “tipo de canje”) socios o accionistas de la sociedad absorbente.

En ocasiones, por cuestiones de estructura o financieras, o incluso fiscales, la fusión se realiza por creación de una nueva sociedad a la que se traspasan los activos y pasivos de las sociedades absorbente y absorbida/s -que dejan de existir todas ellas-, atribuyendo a los socios o accionistas de éstas el número de acciones o participaciones que resulten del tipo de canje en la nueva sociedad resultante (siempre sobre la base de los valores patrimoniales de las sociedades implicadas en la fusión).

Por último, simplemente hacer referencia a que en ocasiones, para la realización de una adquisición de las anteriormente citadas, puede ser preciso acometer operaciones previas o simultáneas, consistentes, entre otras muchas, en cesiones globales de activos y pasivos, escisiones, transformaciones, que podrían considerarse operaciones preparatorias o adyacentes a la adquisición pretendida, y esto puede obedecer a múltiples motivos, desde fiscales, hasta de separación de activos o ramas de actividad que no se quieran incluir en la adquisición, u otros.

 

M&A: BUSINESS ACQUISITIONS

Synthetically we could talk about two main alternatives for legally acquiring a business in Spain: Shares purchase or assets and liabilities purchase versus structural corporate transactions, basically, absorption mergers (although also a merger by creating a new resulting company could be an alternative, despite it is more frequently carried out within a real junction or merger or two significant group of companies leading to a new conglomerate company comprising all the assets and liabilities previously held by the merged companies as below described).

 

  • Shares Purchase / Assets and liabilities Purchase:

By this alternative, in which the purchaser acquires the business (“target”) by means of the payment of a monetary price (“price”) -i.e. by means of a classic purchase agreement- the business may be acquired buying the shares which constitute the share capital of that or those companies who run the business which the purchaser wants to acquire. This implies for the purchaser to turn into the new shareholder of those companies, so being the indirect owner of the whole assets and liabilities of the targeted business but through the company, which is the direct owner as a legal entity. Therefore, it implies also to indirectly acquire the whole rights and duties of the company running the business, which is very significant and has a direct impact in terms of responsibility. If the company whose shares we are acquiring is, for example, subject to a tax audit by the tax authorities regarding any kind of tax contingency (e.g. different interpretation of a tax valuation when the company has submitted its corporate tax return)  and such tax contingency implies a tax fine together with the payment of the amount not properly declared to the tax authorities, we, as purchasers, so as new shareholders, will indirectly assume such tax cost due to our condition as investors. Of course, due to the most probable condition of the company acquired as a limited liability company, however, -following the example- such company shall be funded to pay the aforesaid tax cost if we want the company to survive and continue carrying out the business so, at the end, we, as purchasers, are assuming the tax contingency of that company.

Otherwise, the other alternative which consists on acquiring not the shares but the assets and liabilities of the companies which run the desired business, on the one hand, the sellers will not be the owners of the shares but the company or companies running the business and we, as purchasers, will not acquire the shares of the company or companies running the business but the assets and liabilities held by such company or companies we really want to acquire, which, following the example in the previous paragraph, will allow us to avoid some liabilities as the tax contingency arisen during the due diligence over the targeted business which will be left into the seller company or companies which run the business and will not be part of our transaction (this is what in English definition of Mergers and Acquisitions is known as “Cherry picking”). Under this assets and liabilities purchase scenario, it shall be required to exactly determine in order to define the Target acquired those assets are going to be acquired by the purchaser (i.e. real estate assets, mobile assets, clients´ contracts, receivables, rights vis a vis third parties, …etc), and those liabilities which are going to be assumed by the purchasers, being a direct impact on the transaction, probably, depending on those liabilities we, as purchasers, decide not to acquire, leading to the final price not reducing it but increasing the legal safety for the transaction due to less liabilities to be assumed from the company or companies running the desired business.

One or the other alternative -assets and liabilities deal or share deal- will depend on several circumstances, among others, the age of the company or companies involved, the follow up carried out by the current and past shareholders and directors on the company or companies issues, the kind of contingencies found out, the relevant impact on the transaction price and legal safety of all involved aspects, etc.

As said, under a shares purchase agreement the sellers will be the current shareholders of the company or companies who run the desired business and the target will be the shares of such companies, while under an assets and liabilities purchase the sellers will be the company or companies who run the desired business, which after the transaction will maintain the same shareholders and turn into empty company or companies or into a company holding just those assets and liabilities that the purchaser has decided not to acquire, and the target of this purchase will directly consist on the selected assets (and liabilities).

Concerning the main aspects to be negotiated on these deals, they will always be, among others, the representations and warrants to be declared by the sellers and the relevant liability regime (covered issues, terms, claim proceedings, ….), real or personal guarantees for the seller and the purchaser, if any, and of course the price and payment conditions.

 

  • Merger (absorption in most cases):

In certain events, the acquisition is planned as an absorption merger by which the acquiring company absorbs the acquired company assuming all its assets and liabilities. This kind of transaction is legally known as structural transaction ruled by Act 3/2009, April 3rd of Structural Transactions on Mercantile Companies –Ley 3/2009, de 3 de abril, de Modificaciones Estructurales de las Sociedades Mercantiles (“LME”)- and this transaction implies that a company (“absorbing company”) absorbs –by means of a ruled process under the LME which consists on a merger plan drafted by the involved companies´ directors and the adoption of certain merger decisions which shall be adopted under certain formalities, publication requirements and guarantees for the creditors and employees, among others, being the whole decision process executed into a public deed and recorded with the trade registers where the involved companies are located– one of several companies (“absorbed companies”) leading to an ex lege winding up of the absorbed companies -with no liquidation- and the universal succession of the absorbing company on the whole assets and liabilities, rights and duties held by the absorbed companies. We are before a legal process, which implies, the same as the purchase of shares, the assumption by the absorbing company of the whole pack of liabilities held by the absorbed companies. However, in this case, it is not a legal contract or agreement like the purchase where the purchaser pays a monetary price to the seller (as the purchase is legally described in our Civil Code) but into the merger process, subject to certain legal corporate guarantees and requirements, an exchange between the shares owned by the absorbed companies shareholders and the shares owned by the absorbing company shareholders take place and, upon financial calculations, it leads the absorbed companies shareholders to receive a certain number of shares into the absorbing company, so the absorbed companies legally disappear and their shareholders turn into absorbing companies shareholders in the proportion derived from the financial calculations known as “exchange rate”.

Sometimes, due to structural or financial, or even tax, reasons the merger is carried out by means of a newco setting up which receives the whole pack of assets and liabilities of all the companies involved into the merger process -all of them disappearing-, being assigned to their shareholders a number of newco´s shares proportionally determined upon the exchange ratio derived from financial calculations (always based on the equity value of the involved companies).

Finally, simply a single reference to the fact that under some scenarios, in order for the transaction or acquisition to take place according to the foreseen targets, certain previous or simultaneous transactions must be approved and carried out such as, among others, global assignments of assets and liabilities, spin offs, transformations, which could be deemed as preparatory or adjacent transactions to the foreseen acquisition. This could be derived from different reasons such as tax or financial or even due to the required spin off of some business or assets which the purchasers or acquirors do not want to be included into the transaction.

También podría gustarte

Mercados de Capitales / Capital Markets

Mercados de Capitales / Capital Markets Autor de la entrada: Velae Mercados de capitales Los bancos comerciales de México ofrecen una gama completa de servicios

Dominican Republic Investment Guide

Dominican Republic Investment Guide

Autor de la entrada: Velae

The Dominican Republic currently occupies the number one position on investments, capturing 49% of all foreign investments directed towards the region. Due to its favorable business climate and diverse economy, the country has become a major attraction for foreign investors. Located on the Caribbean Sea, the Dominican Republic occupies a prime position when it comes to location, allowing it to function as a crucial link between Europe, North America, and the rest of Latin America. Furthermore, adding to its desirable locality, the country has signed many free trade agreements with the European Union, the United States, and Central America to strengthen relations and incentivize continuous trading. Examples of these treaties include The Dominican Republic- Central America FTA (CAFTA-DR), and the Economic Partnership Agreement (EPA). According to the National Statistics Office, in 2020 the country achieved the following results: (The amounts below are in millions)

  • Foreign Direct Investments (FDI)- US$2,066.40
  • Tourism Revenue- USD$1,992.90
  • Import of goods- USD$12,177.90
  • Export of goods- USD$7,535.60

Its main sectors are Tourism, Trade and Industry, Real Estate, Mining, Electricity, and Free Trade Zone. The country’s main international investors consist of the United States, Canada, Brazil, Mexico, and Spain. Worldwide the Dominican Republic occupies 1st place as the leading cigar supplier, and 3rd when it comes to furfural, rum, and ostomy focused instruments.

También podría gustarte

México en cifras y los principales sectores para invertir

México en cifras y los principales sectores para invertir

Autor de la entrada: Velae

México se encuentra entre las 15 economías más grandes del mundo y es la segunda economía más grande de América Latina. Estados Unidos, es su mayor socio comercial y destino de casi el 80% de sus exportaciones. La economía de México se encuentra diversificada, incluidas las industrias de tecnología, la producción de petróleo, la explotación de minerales y la manufactura. Según los últimos datos del Banco Mundial, la agricultura representó el 3.38% del PIB de México en 2019 y empleó al 12.4% de la población activa del país en 2020. México es la séptima potencia agrícola del mundo y se encuentra entre los mayores productores mundiales de café, azúcar, maíz, naranjas, aguacate y limones. La ganadería y la pesca también son actividades importantes en la industria alimentaria. México es también el quinto productor mundial de cerveza y su mayor exportador. La industria emplea al 26,1% de la población laboralmente activa y representa el 30,88% del PIB, de acuerdo con el Banco Mundial. México se encuentra entre los principales productores mundiales de diversos minerales, incluyendo plata, fluorita, zinc y mercurio. Además, las reservas de petróleo y gas son una de las posesiones más preciadas del país. El sector aeroespacial ha experimentado un crecimiento gracias al desarrollo de un clúster en Querétaro y la presencia de cerca de 190 empresas, que en conjunto emplean a 30.000 personas. México es también uno de los diez productores de automóviles más grandes del mundo y, debido a las importantes inversiones inmobiliarias, el sector de la construcción es dinámico. En 2020, sin embargo, el sector manufacturero se vio profundamente afectado por la pandemia, especialmente la industria automotriz, textil y de bebidas. El sector de servicios constituye el 59,87% del PIB y emplea al 61,37% de la población activa. Los sectores de tecnología, información y desarrollo de software están experimentando un verdadero impulso, impulsados ​​por la calidad de la fuerza laboral, los clusters y los bajos costos operativos que favorecen la creación de “call centers”. A pesar de que los servicios médicos y el turismo habían crecido de manera constante durante los últimos años, debido a los costos de servicio más bajos que en otros países occidentales, en 2020 se registró una disminución significativa en la industria del turismo. Se proyecta que la economía mexicana crecerá un 5% en 2021 y un 3,2% en 2022. Las exportaciones de manufacturas respaldarán el crecimiento beneficiándose de la fuerte recuperación y el apoyo de las políticas en los Estados Unidos. El consumo privado se fortalecerá gradualmente, ayudado por las remesas y el despliegue de vacunas. La inflación aumentó en la primera mitad de 2021 debido a un efecto de base baja y al aumento de los precios de la energía, pero se espera que disminuya en medio de una gran capacidad disponible.

Mexico in numbers and the main sectors for investment

Mexico is among the world’s 15 largest economies and is the second largest economy in Latin America. The United States, it is largest trading partner and destination of nearly 80% of its exports. Mexico’s economy is diversified, including hi-tech industries, oil production, mineral exploitation, and manufacturing. According to the latest data from the World Bank, agriculture accounted for 3.38% of Mexico’s GDP in 2019 and employed 12.4% of the country’s active population in 2020. Mexico is the world’s seventh agricultural power and ranks among the world’s largest producers of coffee, sugar, corn, oranges, avocados and limes. Cattle farming and fishing are also important activities in the food industry. Mexico is also the world’s fifth largest producer of beer and its largest exporter. Industry employs 26.1% of the workforce and represents nearly 30.88% of GDP, according to the World Bank. Mexico is among the world’s leading producers of many minerals, including silver, fluorite, zinc and mercury. Moreover, oil and gas reserves are one of the country’s most precious possessions. The aerospace sector has grown sharply, thanks to the development of a cluster in Queretaro and the presence of nearly 190 companies, including Bombardier, Goodrich, the Safran group and Honeywell, which together employ 30,000 people. Mexico is also one of the world’s ten largest car producers and due to significant real estate investments, the construction sector is dynamic. In 2020, however, the manufacturing sector was deeply affected by the pandemic, specially the automotive, the textile, and the beverage industries. The service sector constitutes 59.87% of GDP and employs 61.37% of the workforce. The hi-tech, information and software development sectors are experiencing a real momentum, driven by the quality of the workforce, clusters and low operating costs that favours the creation of call centres. Even though medical services and tourism had been growing steadily for the past few years, due to lower service costs than in other Western countries, 2020 saw a significant decline in the tourism industry. The Mexican economy is projected to expand by 5% in 2021 and 3.2% in 2022. Manufacturing exports will support growth benefiting from the strong recovery and policy support in the United States. Private consumption will strengthen gradually, aided by remittances and the rollout of vaccines. Inflation increased in the first half of 2021 due to a low-base effect and higher energy prices, but it is expected to edge down amid large spare capacity.

También podría gustarte

Principales sectores para la inversión extranjera en España y cifras de inversión

Principales sectores para la inversión extranjera en España y cifras de inversión

Autor de la entrada: Velae

España continúa siendo un país atractivo para la inversión extranjera. Entre los sectores principales foco de inversión en general, y extranjera, en particular, sigue estando el sector inmobiliario en varias de sus vertientes, esto es, desde el inmobiliario hotelero vinculado a su vez al sector turístico como uno de los motores esenciales del mercado español, pasando por el sector terciario, el residencial, el logístico (muy relevante tras el incremento de ventas por comercio electrónico, que acentúan la necesidad de almacenamiento a estos efectos de algunos operadores) o la vertiente vinculada a los supermercados, con relevantes y constantes adquisiciones de carteras de este tipo de activos en operaciones con retorno (Sale&leasebacks) protagonizadas por diversos fondos de inversión internacionales.

Otros sectores.

Han recibido inversión extranjera en España a lo largo del pasado año 2020 son, por ejemplo, las actividades auxiliares de los servicios financieros (12,77%), las telecomunicaciones (9,4%), los servicios financieros (7,5%) y dentro del ya referido ámbito del real estate, la construcción de edificios, que acaparó un 5,95 de la inversión extranjera el pasado ejercicio. La mencionada inversión extranjera viene procediendo esencialmente en los últimos tiempos de países como Luxemburgo, Reino Unido, Francia, Suiza, Países Bajos y Alemania, entre otros, hasta alcanzar en el año 2020 (según fuentes del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo del Gobierno español) una cifra de 23.823 millones de euros brutos. En el año 2021 en curso, se prevé un crecimiento de la inversión extrajera en general, continuando el interés por los sectores ya citados, así como por los negocios relacionados, directa o indirectamente, con la transformación digital -tema sin duda capital de modo trasversal en toda la economía- o con la llamada “economía verde”, esto es, energías renovables, negocios de impacto medioambiental positivo como el relacionado con las emisiones de CO2, por ejemplo, entre otros. En el ámbito inmobiliario antes destacado la inversión para este 2021 en España se prevé de unos 12.000 millones de euros, lo que representaría un crecimiento de un 33% respecto de los 9.000 millones con que se cerró la inversión en el sector inmobiliario en el 2020, según fuentes como Prime Yield, y donde destacan, dentro del real estate, segmentos como el build to rent, el hotelero o logístico antes referidos, o las residencias para mayores y estudiantes, muchas de ellas a través del ya extendido vehículo de las SOCIMI (Sociedades Anónimas Cotizadas de Inversión Inmobiliaria). Podríamos hablar, en resumen, de los sectores del real estate, en toda su amplitud y segmentos, servicios financieros y auxiliares, telecomunicaciones y energético, como los principales focos de inversión, sin perjuicio de otros que también suscitan interés en España. Main industries for foreing investment in Spain and investment figures Spain continues being an attractive country for foreign investments. Among other industries where investments, both domestic and from other countries, real estate industry is still one of the main ones, involving all its different segments, from hoteling real estate, linked to touristic industry as one of the essential engines of the Spanish economy, also with investments in tertiary or service sector, residential, logistic (very significant due to the increase on the electronica sales market which means more space needs for some players) or even the segment linked to the supermarkets, with significant and persistent acquisitions of good portfolios including this kind of assets with return (sale&leasebacks) which are mainly carried out by several international investment funds. Other industries receiving foreign investment in Spain in 2020 are, for example, auxiliar activities to finance services (12.77%), telecommunications (9.4%), financial services (7.5%) and, within the afore mentioned real estate industry, buildings construction sector, which attracted 5.95% of the foreign investment during the last financial year. The above said foreign investment has come basically, during the last period, from countries such as Luxembourg, United Kingdom, France, Switzerland, Netherlands and Germany, among others, meaning in 2020 a total gross amount of 23,823 million of euros (according to data obtained from Spanish Industry, Commerce and Tourism Government Office). For the current 2021 an increase on the foreign investment figures is foreseen, with a continuous interest on the already highlighted industries, as well as on those business directly or indirectly linked to digital transformation -topic with absolute transversal significance within the whole economic or entrepreneurial world nowadays- or to the called “green economy”, which has to do with renewable energies or business with positive environmental impact like those related to Co2 issuance, among others. Within the real estate industry already referred to in previous paragraphs, an increase amounting to 12,000 millions of  euro is expected to take place, which would mean an increase up to 33% over the 9,000 millions of euro received by such industry in 2020, according to Prime Yield reports, being highlighted, within real estate, segments as for example build to rent, hoteling or logistic already said before, or residencies for old people or students. A notorious amount of such investment will take and has taken place by means of the widespread use vehicle known as SOCIMI (Spanish name for REITs). As summary, we can talk about real estate, involving all its different segments, financial and auxiliar services, telecommunications and energies as the main industries pursued by the foreign investors in Spain, apart from other industries that of course are also attractive for investments in Spain.

También podría gustarte